Tu privacidad es importante para nosotros

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios, medir las audiencias, personalizar el contenido que ofrecemos y mostrarte publicidad adaptada a tus intereses mediante la obtención de los datos necesarios para perfilar tus hábitos de navegación e inferir grupos de interés.
Podemos asimismo utilizar fuentes de datos externas para elaborar estos grupos de interés, así compartir los análisis de navegación y los grupos de interés inferidos con terceros con el objetivo de personalizar contenidos y campañas publicitarias.
Puedes personalizar los propósitos para los cuales permites el uso de tu información, utilizando los siguientes botones:
Puedes también consultar la política de cookies al completo aquí.
Saber más

Una tapa del reactor voló tres kilómetros y mató a un hombre

EFE
-
Una tapa del reactor voló tres kilómetros y mató a un hombre - Foto: Susanna Sáez

La explosión provocó que una plancha de hierro de dos metros de largo por uno de ancho y una tonelada de peso atravesó la ventana del vecino que falleció en Tarragona

Una chapa de hierro de una tonelada, posiblemente la tapa del reactor que explotó anoche en una industria química de Tarragona, voló unos tres kilómetros, entró por la ventana de un edificio, ocasionó la caída del suelo de un piso y la del techo del de abajo y mató al hombre que vivía allí.

El alcalde de Tarragona, Pau Ricomà, ha explicado este miércoleseste "casi inverosímil" suceso como "hipótesis más probable" que manejan los técnicos para conocer la causa de la muerte de Sergio Millán, de 59 años, que falleció en su casa del barrio tarraconense de Torreforta a consecuencia de la explosión en la industria IQOXE, situada en el municipio de La Canonja.

A consecuencia del suceso registrado ayer han fallecido dos personas y han resultado heridas otras ocho, todas ellas trabajadoras de la empresa excepto el vecino de Torreforta.

El alcalde ha puntualizado que la chapa, de dos metros de largo por uno de ancho, voló "en línea recta" unos tres kilómetros para "entrar por la ventana", al parecer abierta en el momento de la explosión en la fábrica, del piso tercero del inmueble ubicado en el número 7 de la plaza García Lorca de Tarragona.

La fuerza y la velocidad de la chapa hizo caer el suelo de parte de ese piso y el techo de la vivienda ubicada debajo para, finalmente, matar al propietario de esta casa.

Ricomà ha explicado que anoche se trabajó con la hipótesis de que la onda expansiva de la explosión fuera la que ocasionó la rotura de vidrios en la casa de la víctima, y que la caída de los mismos le hubiera provocado la muerte.

El alcalde ha precisado que, pasadas las horas, revisada la casa y "recogidos in situ" el testimonio de los testigos, "todo parece indicar" que seguramente la tapa del reactor fue la causante de la muerte de Sergio Millán, persona muy conocida en el barrio de Torreforta, donde poseía desde hace año un comercio.

"Es la hipótesis más probable", ha dicho Ricomà, a la espera de que "lo acaben de confirmar los técnicos".

El alcalde presidirá este mediodía en el Ayuntamiento de Tarragona una reunión de la junta de gobierno del consistorio, que ha decretado dos días de duelo por el accidente.