Tu privacidad es importante para nosotros

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios, medir las audiencias, personalizar el contenido que ofrecemos y mostrarte publicidad adaptada a tus intereses mediante la obtención de los datos necesarios para perfilar tus hábitos de navegación e inferir grupos de interés.
Podemos asimismo utilizar fuentes de datos externas para elaborar estos grupos de interés, así compartir los análisis de navegación y los grupos de interés inferidos con terceros con el objetivo de personalizar contenidos y campañas publicitarias.
Puedes personalizar los propósitos para los cuales permites el uso de tu información, utilizando los siguientes botones:
Puedes también consultar la política de cookies al completo aquí.
Saber más

La diabetes causa el 43% de nuevos casos de enfermedad renal

M.R
-
La diabetes causa el 43% de nuevos casos de enfermedad renal

Es casi el doble que en el caso de los 181 enfermos que llevan más tiempo diagnosticados y en diálisis, en los que la diabetes está en el origen del 23%

En un solo año, treinta abulenses fueron diagnosticados de enfermedad renal, por lo que pasaron a formar parte del Registro de Diálisis y Trasplante Renal de Castilla y León, en el que figuran otros 181 pacientes (90 de ellos en diálisis y 91 con trasplante funcionante), según la estadística publicada este 31 de diciembre por la Consejería de Sanidad, con datos del año 2018.

La edad media de esos 30 nuevos pacientes que iniciaron tratamiento renal en el último año era de 75,3 años, ocho años más que la media de Castilla y León (66,9 años), lo que puede indicar el elevado envejecimiento de la población abulense. No obstante, entre los enfermos renales que debutaron en el último año disponible el más joven tenía 42 años, mientras que el más longevo se acercaba a los 90.

Eso sí, las mujeres que empezaron a someterse a tratamiento renal en la provincia de Ávila en el último año lo hiceron bastante más tarde que los hombres. Así, la edad media de las féminas debutantes fue de 79,7 años, mientras que la de los hombres se situaba en 73,4 años, lo que significa que las mujeres empiezan a necesitar tratamiento renal casi siete años más tarde que los varones.

En cuanto a las causas de la insuficiencia renal primaria, entre los nuevos casos diagnosticados en la provincia de Ávila sobresale de forma significativa la diabetes. De hecho, ésta representa el 43,3% de los casos, casi el doble del conjunto de Castilla y León, donde la diabetes causó cerca del 23% de los nuevos diagnósticos de enfermedad renal, que en el conjunto de la Comunidad Autónoma tiene sus causas mucho más repartidas que en nuestra provincia, donde las dolencias vasculares dieron lugar a un elevado porcentaje de los casos (36,7%), muy lejos del resto de causas posibles de insuficiencia renal, que entre todas ellas suponen el 20% pese a sumar más de seis diferentes.

El enorme peso de la diabetes como causa de los nuevos diagnósticos de insuficiencia renal llama especialmente la atención porque entre los casos de enfermos renales que ya se están sometiendo a tratamiento renal (181 en total) sólo originó el 23,2% de los casos. También por encima de la media de Castilla y Léon (17,3%), pero mucho más atenuada que en los nuevos casos. Igualmente, las dolencias vasculares representan aquí la segunda causa más frecuente (casi el 19%).

Y entre la treinta de abulenses que fueron diagnosticados de insuficiencia renal en el último año del que se han publicado datos, algo más de la mitad (16) se iniciaron con tratamiento de hemodiálisis hospitalaria, mientras que los catorce restantes debutaron con diálisis peritoneal, es decir, sometiéndose a tratamiento en su propio domicilio. De ellos, ocho casos lo hacían con el sistema manual (siempre por el día), mientras que otros seis pacientes se iniciaron en el tratamiento con la llamada cicladora (una máquina es la que se encarga del proceso de filtración que no pueden llevar a cabo los riñones por sí mismos y lo hace siempre durante la noche).