scorecardresearch

Abascal amenaza con forzar una repetición electoral

SPC
-

Vox asegura que tendrá «una sola voz» en las negociaciones en Castilla y León e insiste en que sus votos «no valen menos que los de Cs»

Abascal (i) y García-Gallardo, durante un acto de campaña en Soria. - Foto: Eugenio Gutiérrez

Cuarenta y ocho horas después de abrirse las urnas el pasado 13 de febrero, la sombra de una repetición electoral ya ha empezado a sobrevolar en el trasfondo de los pactos electorales. Santiago Abascal, presidente de Vox, fue el encargado de enviar un mensaje alPP al que avisó que su formación no  teme tener que ir a una repetición de los comicios si los populares pretenden «someter a Vox a un chantaje». Y es que, desde la dirección del partido ven al presidente de la Junta en funciones, Alfonso Fernández Mañueco, más proclive a un acuerdo con ellos que el líder del PP, Pablo Casado, y reconocen que siguen a la espera de que los populares en Castilla y León se pongan en contacto con ellos para iniciar las conversaciones, al tiempo que aseguran que no han recibido ninguna llamada de Génova, «ni la esperan».

El dirigente nacional insistió ayer en que «Vox tiene el derecho y el deber de formar gobierno» en Castilla y León, a la vez que advirtió al Partido Popular que los votos de su partido «no valen menos» que los Ciudadanos y afirmó que «en política hay que tomar partido hasta mancharse». Abascal declaró que aún no han exigido «formalmente» ningún cargo en el Ejecutivo regional, «ni una vicepresidencia ni un número de consejerías concretas», a la vez que dejó claro que, como hasta ahora, Vox va seguir tendiendo la mano al PP.

El líder de Vox lamentó las palabras del secretario general del PP, Teodoro García Egea, muy contrario a la entrada de Vox en ningún gobierno del PP, y señaló que «es realmente preocupante que alguien del PP piense que pueda disponer de los votos de Vox gratis. El mandato de los ciudadanos en Castilla y León ha sido muy claro: nos obligan a hablar y pactar». En este sentido, Abascal señaló que Vox tiene bastante que reprochar a los populares y a Casado, a la vez que recordó la «demonización de Vox» durante la moción de censura. No obstante, aseguró que la mano de Vox sigue tendida. «El PP es nuestro adversario, pero estamos dispuestos al diálogo», añadió.

Además, sobre la posibilidad de que el PP proponga una gran coalición con el PSOE, Abascal aseguró que pese a las diferencias en algunos aspectos que hay con los populares, «los votantes de Vox y el PP se parecen mucho más que los dirigentes de Vox y el PP. Todavía muchos están en el PP por el mensaje del voto útil», señaló.

Negociación

Santiago Abascal dio pistas de algunos de los términos de posible negociación con el PP en Castilla y León y avanzó que plantearán asuntos como la reducción del número de consejerías, y también tratarán la eliminación de subvenciones a partidos políticos, sindicatos y patronales. Por otra parte, y pese a la oposición al pacto con su partido desde Génova, el líder de Vox espera que «Mañueco siga siendo prudente y responsable» y recalcó que desde su formación no quieren hablar de «líneas rojas». Lo que sí tiene claro el presidente de Vox es que «hay que ser prudente y respetar al otro» y no estar durante la negociación aireando «en público y en los medios» todo lo que suceda.

En esta línea, el portavoz nacional de Vox, Jorge Buxadé, aseguró tanto Santiago Abascal como Juan García-Gallardo, tendrán «una sola voz» en las futuras negociaciones para formar Gobierno en la Comunidad.