La subida del IBI se queda en el 8,6%

L.C.S
-

El equipo de gobierno de Por Ávila «se compromete a que no habrá más incrementos de este impuesto en los próximos cuatro años», pasando en 2020 del 0,500 al 0,543

La subida del IBI se queda en el 8,6% - Foto: Isabel García

La subida del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) el año que viene será del 8,6 por ciento, pasando del 0,500 actual al 0,543. Así se ha quedado aprobado en la Comisión Extraordinaria de Hacienda celebrada este miércoles en el Ayuntamiento de Ávila, cuestión que tendrá que ser refrendada en el Pleno Extraordinario que tendrá lugar el próximo 17 de octubre. El acuerdo entre el equipo de gobierno de Por Ávila y Ciudadanos posibilitará que este acuerdo de comisión se traslade también al Pleno, de tal manera que la principal fuente de ingresos municipal se incrementará en cerca de 1,5 millones de euros el año que viene.
Se queda de esta manera en el 8,6 por ciento de incremento la propuesta inicial lanzada desde el equipo de gobierno de una subida del 20 por ciento, que se rebaja a más de la mitad, con el «compromiso claro e inequívoco por parte del equipo de gobierno de que será la única subida del IBI durante todo este mandato municipal», según aseguró el alcalde de Ávila, Jesús Manuel Sánchez Cabrera, a este periódico, insistiendo en que «en los próximos 4 años no se volverá a subir el IBI».
El alcalde defiende que «la propuesta inicial se realizó de manera responsable y atendiendo a los servicios técnicos municipales y teniendo en cuenta la situación económica de la ciudad», pero «después  de haber escuchado a los vecinos, a los empresarios, a la calle en general, reducimos esa subida del tipo impositivo».
Eso supondrá alrededor de 2 millones de euros de recaudación de menos con respecto a la prevista inicialmente, lo que obligará a «una máyor contención del gasto», afirma Sánchez Cabrera, y también será causa directa de que «no podamos desarrollar nuestra acción política prevista al ritmo que queríamos. Habrá retrasos en la puesta en marcha de proyectos precisamente porque no disponemos del dinero necesario para ello» aunque lo que sí se garantiza desde el equipo de gobierno es la «prestación de servicios al ciudadano de la mayor calidad posible y mejorar la situación general de la ciudad».
La subida del IBI es la única de los impuestos directos municipales, manteniéndose los gravámenes de tracción mecánica y del Impuesto de Actividad Económica.
escuela de música. Donde sí que habrá un incremento será en las tasas de la Escuela de Música, encaminadas a paliar el déficit anual que supone ahora mismo este servicio municipal, que ronda los 400.000 euros. Así se incrementarán las tasas por matrícula y también por clases, de manera más significativa en los no empadronados. No obstante, como contraprestación, aumentan, también de manera notable, las bonificaciones para familias numerosas, personas en riesgo de exclusión, personas con discapacidad jóvenes y mayores.
En el caso de la matrícula, pasa de 31,81 euros para los empadronados a 36,36, mientras que para los no empadronados costará 106 euros, por los 53,02 de ahora. En cuento a las bonificaciones, en el caso de las familias numerosas el ahorro será del 30%en vez del 20 actual y sin tener en cuenta el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM), que ahora sí que se aplicaba. Los menores de 14 años tendrán un descuento del 20 por ciento en vez del 10 de ahora. En la Escuela de Artes Plásticas también se incrementan las tasas.
En relación con la situación de la Escuela de Música tras esta modificación de las ordenanzas, la portavoz municipal del PSOE en el Ayuntamiento de Ávila, Yolanda Vázquez, asegura que «las ordenanzas municipales contemplan, de salir aprobadas en el próximo pleno, una subida sangrante para todo el alumnado, lo que hace inasumible el gasto para muchas familias», lamentando que «nunca este Ayuntamiento haya apoyado a la Escuela Municipal de Música, como evidencia la situación casi ruinosa en la que se encuentran las instalaciones que los socialistas visitábamos con motivo del inicio del curso escolar y la propuesta de subida desorbitada en las tasas».
Por su parte, Carlos López, portavoz municipal de Ciudadanos, aseguró en relación con el proyecto de ordenanzas fiscales que «va a tener la impronta de Ciudadanos» ha celebrado López, para quien la aprobación de las mismas «pasa por incluir deducciones fiscales para los colectivos más sensibles de nuestra ciudad», además de llegar a la máxima rebaja en el impuesto sobre vehículos de tracción mecánica en coches de cero emisiones «fomentando un modelo de movilidad eléctrica sostenible y de bajas emisiones de CO2».
Desde Ciudadanos se defiende que sus exigencias  «forman parte del compromiso de Ciudadanos con los vecinos de Ávila», ya que «cumplen con las promesas más importantes de nuestro programa electoral».