scorecardresearch

Laura Piedelobo logra su segundo premio fin de carrera

B.M
-

Ahora reconocida a nivel nacional por la titulación de Tecnología de Minas y Energía, ya lo fue en su día por Ingeniería Civil, ambas cursadas en la Politécnica

Laura Piedelobo, cuando recogió el premio por Ingeniería Civil - Foto: ALEXMUNOFER

La abulense Laura Piedelobo logra su segundo premio fin de carrera. En esta ocasión es por la titulación de Ingeniería de la Tecnología de Minas y Energía, estudiada en la Escuela Politécnica de Ávila, repitiendo el éxito que logró con su grado en Ingeniería Civil, cursada en la misma escuela. En esta ocasión logró el tercer Premio Nacional Fin de Carrera de Educación Universitaria que otorga el Ministerio de Universidades (dotado con 2.200 euros) mientras que en el anterior fue un segundo premio.

Esta brillante estudiante vuelve a conseguir un reconocimiento por su esfuerzo dentro de unos galardones que valoran diferentes parámetros como la nota media de la carrera, un baremo especial para los estudiantes de ingeniería y arquitectura, la nota media que se logró en la titulación estudiada (la general de todos los alumnos) así como otros aspectos como becas del Ministerio o de colaboración, investigación, idiomas, Erasmus o tener otras carreras.

Para acceder al premio hay que presentarse, lo que no resulta tan sencillo teniendo en cuenta que los premios se dan con años de retraso. Por ejemplo, estos reconocimientos que se acaban de otorgar corresponden a titulaciones del curso 2016/17.

Esta abulense comenzó sus estudios superiores con la carrera de Ingeniería Civil. Cuando la finalizó le «apetecía» hacer la de Minas y, aunque en ese momento estaba empezando el doble grado, ella directamente hizo el segundo título, convalidando asignaturas y estando el primer año de Erasmus.

Es cierto que la convalidaron casi los dos primeros cursos completos porque es la parte de la titulación que tiene asignaturas más generales, comunes a todos los grados, mientras que los otros dos son los de especializarse. «Empecé casi en la especialización», asegura.

De su experiencia en la Escuela Politécnica tiene muy buenos recursos, porque «al no haber muchos alumnos son casi clases particulares» y además le dio la oportunidad de relacionarse con empresas y grupos de investigación. No faltan los viajes, rememora, y la posibilidad de participar en el programa Erasmus, en su caso en Lisboa.

Cuando acabó la titulación de Minas por la que la acaban de premiar ya tenía una beca de formación del Ministerio para hacer el doctorado y formarse como docente. Acabó en 2020 y ahora está con una beca/contrato postdoctoral en una universidad de Italia.

Esto significa que ahora es investigadora postdoctoral y profesora de universidad de la asignatura 'Teledetección y SIG' en la Universidad IUSS de Pavia, en Italia, y trabaja en proyectos de la Agencia Espacial Europea-ESA (dentro de la próxima misión Copernicus hiperespectral para monitorización de vegetación, cultivos, suelo y minerales, que se llama CHIME - Copernicus Hyperspectral Imaging Mission for Environment), y de la Agencia Espacial Italiana-ASI (con un proyecto sobre monitorización de ecosistemas costeros en el que van a estudiar el delta del Mekong, en Vietnam, y que se llama OVERSEE), en colaboración con la NASA. También trabajan con el CNR de Italia en proyectos de monitorización del Ártico y han estado hace poco en AGU en Nueva Orleans para presentar los trabajos.

En definitiva, aunque ahora se hable de sus premios, lo que verdaderamente destaca de Laura es su capacidad de trabajo y el amplio futuro que se abre para ella.