scorecardresearch

Tudanca exige el rápido cumplimiento del plan industrial

E.C.B
-

El dirigente del PSCYL, que visitó el polígono de Vicolozano, reclamó la inmediata puesta en marcha de Plan Territorial de Fomento y del nuevo plan de promoción industrial, así como la convocatoria de las ayudas directas por 163 millones aprobadas

Tudanca exige el rápido cumplimiento del plan industrial

Puesta en marcha de forma inmediata de todas las ayudas directas comprometidas en el Plan Territorial de Fomento de Ávila, y del nuevo plan de promoción industrial para afrontar los retos que hay por delante y aprovechar bien la llegada ingente de fondos europeos a Ávila, y convocatoria inmediata de las ayudas directas por importe de 163 millones de euros que están aprobadas a iniciativa socialista en el Pleno de las Cortes de Castilla y León. Ese es, a juicio del secretario general del PSOE de Castilla y León, Luis Tudanca, el camino a seguir para que Ávila “no pierda el poco tejido industrial que tiene”, porque “no nos lo podemos permitir”.

Tudanca, que visitó este jueves el polígono industrial de Vicolozano junto al dirigente provincial del PSOE, Jesús Caro; el diputado nacional Manuel Arribas, los procuradores regionales Soraya Blázquez y Miguel Hernández, y la portavoz socialista en el Ayuntamiento de Ávila, Yolanda Vázquez, señaló que “el Plan Territorial de Fomento tiene que cumplirse primero, pues estos retrasos hacen que lleguemos tarde a todas las oportunidades. Tendría que estar ya cumplido en su integridad, que ser una cosa del pasado con todas las inversiones realizadas, y tendríamos que estar hablando ahora del segundo paso, la llegada de fondos europeos, este nuevo momento para aprovechar el teletrabajo, los nuevos condicionantes de la economía en la época postpandemia, pero llegamos tarde”.

A su juicio, “deberíamos hacer las dos cosas a la vez, cumplirse de forma íntegra el Plan Territorial de Fomento de Ávila de forma inmediata y rápida, y además estar ya elaborando con el tejido económico y social ese nuevo plan industrial de toda Castilla y León”. Pero lo que ha pasado, según expuso, es que “en el Pacto por la reconstrucción estaba comprometida la puesta en marcha de este nuevo plan industrial y que se hiciera con diálogo, pero lo que han hecho es privatizar su ejecución a una empresa del País Vasco hasta finales de este año. Tudanca dejó claro que “el futuro industrial de Castilla y León no se puede privatizar, pero lamentablemente este es el camino que sigue el Gobierno autonómico”.

Para el dirigente autonómico del PSOE, el aumento de población que se registrado en la provincia de Ávila con la pandemia no obedece a que “desde el Gobierno de la Junta se hayan dado mayores oportunidades y empleo o se hayan creado más empresas e industria. Lo que ha sucedido es que mucha gente de Madrid ha huido en busca de mayor tranquilidad y mejores lugares donde vivir a pueblos del entorno de la Comunidad de Madrid, y eso ha provocado que pese a que el saldo vegetativo ha sido terrible para Ávila, se ha podido sostener por primera vez en muchos años la población”.

Pero a su juicio, “no vale con eso, es un espejismo”. “Las oportunidades de teletrabajo están ahí y hay que aprovecharlas, la digitalización en muchos pueblos está todavía pendiente después de muchos años de promesas y ahora por fin, gracias al esfuerzo inversor del Gobierno de España, está llegando a Ávila y es una oportunidad, pero nosotros no queremos que Ávila se convierta en una provincia dormitorio de Madrid, no queremos que el agujero negro que en términos económicos, industriales y de empleo que es Madrid siga absorbiendo nuestro talento, que generación tras generación de jóvenes abulenses no encuentren otra posibilidad que marcharse, tras formarse aquí, para buscarse la vida fuera”, subrayó.

“Nosotros queremos que haya empleo e industria en Ávila, que los polígonos se doten de las infraestructuras necesarias para que los negocios puedan competir”, comentó Luis Tudanca quien recordó que “por eso en el año 2015 ofrecimos al entonces Gobierno de Vicente Herrera un pacto industrial que firmamos entre todas las fuerzas políticas con la Administración autonómica, que tenía entre sus propuestas la puesta en marcha de planes de promoción industrial, de planes territoriales de fomento industrial específicos como el que por fin, como siempre tarde, se aprobó para Ávila”.

Pero “las cosas van lentas y es difícil competir y así lo demuestra que cinco años después del pacto industrial y de la aprobación de ese plan industrial general, seguimos reivindicando que las cosas no han llegado, seguimos reivindicando que algo tan básico como una subestación eléctrica, sin infraestructuras dignas, se haga porque de lo contrario ninguna nueva empresa se va a instalar en este polígono industrial de Vicolozano ni en ningún otro”, subrayó el secretario regional del PSOE, para quien “hasta tal punto la gestión industrial y económica en Ávila de la Junta ha sido ineficaz que ahora estamos ya en otra fase, después de la pandemia con la que tantas cosas han cambiado estamos ante retos diferentes hasta tal punto que hace un año, en el Pacto por la Reconstrucción de Castilla y León que firmamos con el señor Mañueco todas las fuerzas políticas, propusimos y se firmó la aprobación de un nuevo plan industrial, porque los retos han cambiado y hay que hablar de los fondos europeos, de la digitalización, de la economía circular, de la sostenibilidad. Tenemos que darle una vuelta a la industria agroalimentaria, que es uno de nuestros pilares básicos, y me temo que llegamos tarde y por culpa del PP Ávila siempre va un paso o dos por detrás”.

En ese sentido apuntó que “vamos a reivindicar que las infraestructuras que necesita la industria de Ávila se aceleren, que las inversiones comprometidas en el Plan Territorial de Fomento se pongan en marcha sin dilación, y que la Junta ponga en marcha el paquete de ayudas directas a los sectores más afectados por la crisis y la pandemia de 163 millones de euros que están aprobadas por unanimidad en las Cortes de Castilla y León a iniciativa del PSOE hace más de un mes, y que no han sacado la convocatoria”. Y es que, como señaló, “los hosteleros, los comerciantes, los autónomos, los pequeños negocios, pero también las industrias potentes de Ávila necesitan estas ayudas directas de forma inmediata. No pueden esperar más, porque como tarden mucho en sacarlas, el día menos pensado nos vamos a dar cuenta de que hemos perdido buena parte del poco tejido industrial que tiene Ávila y eso no nos lo podemos permitir”.