La Junta no concreta radioterapia, que se espera en 2021

B.M / Ical
-

La reunión mantenida en Valladolid entre la consejera de Sanidad y una representación abulense (Ayuntamiento, Diputación y AECC) no sirve para cerrar el plazo para la puesta en marcha del servicio, aunque se habla de abril parla licitación de la obra

Compromiso de radioterapia en Ávila para 2021

La idea de la reunión de este lunes en Valladolid para tratar el tema de la puesta en marcha de radioterapia en Ávila tenía como objetivo contar con un cronograma para ello. El resultado se mueve, sin embargo, ente la falta de concreción de la Junta de Castilla y León, que habla de esta «legislatura», y lo que entendió la representación abulense formada por miembros de Ayuntamiento, Diputación y Asociación Española contra el Cáncer, que señalan finales de 2020 para finalizar la obra y 2021 para la puesta en marcha del servicio.
 Así lo aseguraron tras un encuentro en el que participó la consejera de Sanidad, Verónica Casado; la directora general de Infraestructuras, María de los Ángeles Cisneros; el presidente de la Asociación Española contra el Cáncer (AECC) en Ávila, Ignacio Paradinas; el presidente de la Diputación de Ávila, Carlos García; el primer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Ávila, José Ramón Budiño, y el delegado territorial de la Junta, José Francisco Hernández.
Una vez finalizada la reunión, Ignacio Paradinas se mostró satisfecho con el resultado puesto que asegura que se consiguió su objetivo, hablar de plazos, y tener en la mente esa idea de que en 2021 pueda estar funcionando la unidad. Además comentó que se trató la opción de que durante la tramitación se pueda hacer también la adjudicación del acelerador y la formación de los equipos humanos, aunque una vez finalizada la obra en Ávila se tendrían que hacer las pruebas correspondientes y tener la autorización de la Junta de Energía Nuclear. Con todo ello, asegura que los plazos indican que una vez que se ha firmado la pasada semana el contrato para la redacción del proyecto, la adjudicataria tiene un mes para hacer el proyecto básico y otros tres para el de ejecución y seguridad, lo que supone que en torno a abril se sacaría a concurso la adjudicación de la obra con la previsión de que a finales de 2020 ya estén finalizadas las obras.
Y aunque desde la AECC se procurará ver «si se pueden reducir algo los plazos» y empezar las pruebas cuanto antes, aunque los equipos se vayan preparando en Salamanca, luego habrá que poner en marcha el equipo de Ávila y realizar los ensayos correspondientes, de ahí que se hable de 2021 para la puesta en marcha de la unidad satélite de radioterapia.
En todo caso, Paradinas aseguró que están «razonablemente contentos» de una reunión en la que se mostró la «mejor disposición» para intentar reducir los plazos, aunque  recordó que «desgraciadamente se ha perdido bastante tiempo».
Sin embargo, desde la Consejería de Sanidad, aunque también se habla de un encuentro «positivo», de lo que se habla es que se puso de manifiesto la voluntad de agilizar los plazos para que a lo largo de la legislatura la unidad satélite vea la luz, aunque prefieren no poner fechas.  Así lo recoge la agencia Ical desde las declaraciones de la directora general, de Infraestructuras y Tecnologías de la Información, María de los Ángeles Cisneros. En este sentido, la Consejería de Sanidad confía en poder comenzar, a finales de abril, el procedimiento de licitación de las obras de la futura unidad satélite de Ávila, y de forma paralela iniciar la del equipamiento, con el fin de acortar los plazos y poder materializar el proyecto lo antes posible. 
«El objetivo es que no se nos vayan los tiempos», explicó la representante regional, que recordó que el proyecto cuenta con la ventaja de que el búnker se instalará en terrenos próximos al Hospital Nuestra Señora de Sonsoles, y no dentro, lo que les permitirá ser más ágiles.
Hasta el momento, la redacción del proyecto, que se ha adjudicado por 85.000 euros, es la base para poder arrancar con el de la obra básica y el de la unidad de búnker, que será donde se instale el acelerador lineal. Healthcare Arquitectos SLU es la empresa encargada de la redacción de levantamiento topográfico, proyectos básico y de ejecución, proyectos específicos de instalaciones, estudio de seguridad y salud laboral, proyecto de gestión de residuos, estudio acústico, dirección facultativa, coordinación de seguridad y salud y comunicación ambiental, referidos a las obras de reforma necesarias.
El plazo establecido para la ejecución es de cuatro meses, comenzando con la redacción del proyecto de obras y la dirección de su ejecución con un mes de plazo desde la formalización del contrato, y para el levantamiento topográfico y redacción del proyecto básico son otros tres meses, que hay que contar correlativamente desde la supervisión favorable del proyecto básico. Los proyectos de ejecución y específicos de instalaciones, seguridad y salud laboral, gestión de residuos y acústico y el resto de actividades técnicas necesarias para esta infraestructura asistencial se desarrollarán a lo largo de las obras.
reacciones. La concreción a la hora de hablar de fechas es muy diferente en el resto de asistentes a la reunión. Así sucede, por ejemplo, con el primer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Ávila, José Ramón Budiño, que acudió a la reunión al estar el alcalde indispuesto, y que destaca que la consejera transmitió su «compromiso y voluntad política» para que a finales de 2020 estén concluidas las obras para instalar el servicio, que «estaría operativo en 2021». Desde el Ayuntamiento se estará «expectante» para que se materialice el compromiso que está sobre la mesa puesto que ya ha habido otras ocasiones de «compromisos que no se han cumplido».
Desde la Diputación, su presidente, Carlos García, calificó la reunión de «positiva» y agradeció que se cumpla «el compromiso de dotar de este servicio de salud a los abulenses». En su caso también destacó que se superpondrán los trabajos para dotar de suministros a la unidad de radioterapia, de manera que «los plazos se acortarán sensiblemente con el objetivo de que la obra esté concluida a finales de 2020».
En cuanto al delegado territorial de la Junta, coincidió en calificar la reunión de «positiva» y mostrar su «satisfacción» con el resultado, recordando que se trata de un proyecto pionero en el que «los abulenses tienen depositadas sus esperanzas» para que sea una realidad «lo antes posible». También en su caso hizo especial hincapié en que se hayan dado plazos y afirmó que seguirán la evolución de los procesos.
Hay que recordar que lo que se instalará en Ávila es una unidad satélite de radioterapia, que dependerá de Salamanca. Estará situada en la zona de los antiguos archivos del hospital Nuestra Señora de Sonsoles. Se trata de un proyecto que en su día fue presentado por Sanidad como una idea pionera para instalar radioterapia en distintos puntos de Castilla y León, comenzando por Ávila. Precisamente desde Ávila se había ejercido una fuerte presión para que este servicio se pusiera en marcha, lo que contó con varias negativas por motivos de seguridad y calidad del servicio, aunque finalmente se aceptó la idea de que no pudiera instalarse una unidad independiente sino una satélite que garantizara todo el proceso. Se llegó a ello tras una intensa campaña puesta en marcha por la Asociación Española contra el Cáncer en Ávila, que contó con importantes apoyos sociales y políticos, y que tuvo su ejemplo más claro en la recogida de más de 48.000 firmas.