Navalperal de Pinares abre su piscina, pero con seguridad

B.M
-

La instalación municipal estará disponible hasta finales de agosto

Navalperal de Pinares abre su piscina, pero con seguridad

Entre los pueblos que sí han optado por la apertura de sus piscinas este verano se encuentra el de Navalperal de Pinares, que ya anuncia en la página web del Ayuntamiento su disposición a abrir al público esta instalación municipal y poder darse un baño hasta el próximo 31 de agosto. Eso sí, se hará con todas las precauciones posibles teniendo en cuenta la crisis sanitaria provocada por el coronavirus que se ha vivido en los últimos meses y que aún está presente. 
La piscina permanecerá abierta de lunes a viernes en horario ininterrumpido de 12,00 a 20,00 y los sábados, domingos y festivos en dos turnos independientes, uno de mañana, de 12,00 a 15,30 y otro de tarde, de 16,30 a 20,00 horas. Los sábados, domingos y festivos, de 15,30 a 16,30, se procederá a limpiar y desinfectar el recinto permaneciendo cerradas las instalaciones al público.
Por parte del Ayuntamiento se está procediendo a realizar el mantenimiento pertinente y se están realizando mejoras y habilitando nuevos espacios de uso.
Además, se ha procedido a modificar las normas de uso, adaptándolas para garantizar la seguridad de todos los usuarios y trabajadores. Entre las decisiones que se han tomado se encuentra la de regular los aforos, con un máximo de 170 personas en el vaso de piscina grande y de diez en la pequeña, la de los niños. El número de personas total que se permite asciende a 220, incluyendo la zona de césped, recinto, quiosco y las propias piscinas.
En cuanto a las normas de uso de la piscina, es necesario limpiarse las manos con gel hidroalcohólico al entrar y también el calzado con una solución desinfectante. Es obligatorio respetar la distancia de seguridad de metro y medio tanto en el exterior de la piscina como en el interior, así como ducharse antes del baño.
Se pueden ocupar las parcelas delimitadas para grupos pero si no son convivientes es obligatorio el uso de mascarilla. La ropa, toallas y pertenencias se tienen que dejar en la parcela asignada. El uso de la mascarilla es obligatorio en las instalaciones, pero no en el baño. Lo que sí está prohibido es jugar a la pelota o juegos similares en el recinto.
Hay que respetar también las normas y líneas de flujo que hay en el recinto y que se pueden conocer a través de los carteles informativos. Quienes no respeten estas normas pueden ser desalojados del espacio de la piscina y realizarse una propuesta de sanción.
En las reglas también se indica que el uso de los aseos debe ser de forma individual y las duchas no pueden utilizarse, no se pueden dejar restos en la piscina, y se pide responsabilidad en el uso.



Las más vistas