scorecardresearch

Empleo destina 9.000 euros a cada contratación en hostelería

SPC
-

La subvención, que puede ser mayor, va destinada a fomentar el empleo estable entre colectivos de jóvenes, mayores de 45 años y desempleados de larga duración

Una trabajadora de un establecimiento atiende a los clientes de la terraza. - Foto: Rueda Villaverde

La Consejería de Industria, Comercio y Empleo destinará un mínimo de 9.000 euros a cada contratación que pueda acogerse a las subvenciones dirigidas al fomento del empleo estable por cuenta ajena en el sector de la hostelería, dentro del ámbito territorial de Castilla y León, tal y como figura en las bases reguladoras de las subvenciones publicadas ayer en el Boletín Oficial del Estado (Bocyl).

En el documento, recogido por Ical, se explicita que las subvenciones tienen por objeto fomentar la formalización de contratos indefinidos a tiempo completo o parcial, por parte de empresas castellanas y leonesas del sector de la hostelería, con personas desempleadas incluidas en alguno de los colectivos destinatarios citados en la citada orden.

Dichos colectivos incluyen menores de 35 años, mayores de 45 y personas desempleadas de larga duración, entendiendo por tales aquellas que lleven inscritas como demandantes de empleo en el Servicio Público de Empleo al menos 360 días en el periodo de los 18 meses inmediatamente anteriores a la fecha de inicio de la contratación.

Se garantizará la estabilidad de la contratación subvencionada en cualquiera de los centros de trabajo en el ámbito territorial de Castilla y León por un período mínimo de dos años desde la fecha de inicio de la misma.

La cuantía de la subvención de 9.000 euros podrá ser ampliable con 1.500 euros más si la persona contratada es mayor de 45 años o si en la fecha de inicio del contrato, el trabajador ha finalizado una acción de formación profesional para el empleo en los dos años inmediatamente anteriores.

También se aumentará en 1.000 euros si se contrata a personas con responsabilidades familiares, con discapacidad igual o superior al 33 por ciento, si son personas en riesgo de exclusión social, emigrantes castellanos y leoneses retornados o personas refugiadas o víctimas de violencia en el ámbito familiar.

Finalmente, la ayuda incrementará en 500 euros la cuantía si en la fecha de inicio del contrato, el centro de trabajo se encuentra en un municipio menor de 5.000 habitantes con el objetivo de favorecer el empleo en el medio rural de Castilla y León.