El Hoyo se suma a los pueblos que sí que abren la piscina

M.M.G.
-

El Ayuntamiento, que ha reforzado el personal de estas instalaciones con cuatro contrataciones, ha decidido fijar un aforo de 750 personas

El Hoyo se suma a los pueblos que sí que abren la piscina

En este atípico verano, la localidad de El Hoyo de Pinares ha decidido sumarse a la lista de localidades que sí abrirán sus piscinas municipales al público.
En su caso, estas instalaciones se abrieron el primer día de julio y se mantendrán abiertas hasta el próximo 31 de agosto. Habrá, pues, dos meses para combatir los calores veraniegos en una piscina en la que, eso sí, se han adoptado todas las medidas necesarias para garantizar la seguridad de los bañistas.
Es el alcalde de la localidad, David Beltrán, el que desglosa para Diario de Ávila esas acciones, que pasan, en primer lugar, por la reducción de su aforo. «Si bien podríamos llegar, e incluso superar las mil personas, hemos decidido dejarlo en 750», desvela Beltrán. «No queremos ir al aforo máximo», recalca.
Se trata de una medida que, sumada a otras, ha permitido al Ayuntamiento no tener que parcelar el recinto.Entre esas otras medidas se encuentra la contratación de cuatro personas más en la plantilla. Se trata, a mayores, de dos personas que se dedican tanto al control de los bañistas como a su distribución por las instalaciones. Todo para garantizar que se cumple la distancia de seguridad necesaria en estos tiempos. A ellos se les han sumado también un socorrista más y una señora de la limpieza adicional. «Gracias a esta buena organización no tenemos que parcelar», insiste Beltrán.
A todo ello se suma, además, la existencia de termómetros para medir la temperatura a todo aquel que vaya a acceder a la piscina; la colocación de alfombrillas desinfectantes para el calzado, tanto en la entrada al recinto como en los accesos a los vestuarios; o la indicación de que aquellos que vayan a fumar porten el recipiente necesario para deshacerse de sus colillas de manera higiénica y sin establecer contacto con nada o con nadie.
«Hemos colocado también una carpa de Protección Civil», abunda en la lista de medidas de seguridad Beltrán, que presume de la «sensación de seguridad y de control» que tendrán las personas que acudan a la piscina de El Hoyo.
Por otra parte, el Ayuntamiento ha decidido establecer este año dos turnos de baño. Así, se podrá optar por acudir a la piscina en horario de mañana o en el de tarde.
Para cada uno de los turnos se han reservado 600 abonos, que se sumarán a las 150 entradas que estarán a la venta en todo momento.
Y entre turno y turno se procederán a las labores de limpieza y desinfección. «Bueno, y durante todo el día también se están limpiando las barandillas y otros puntos», matiza Beltrán.