scorecardresearch

"Más que los resultados, importa el trabajo diario"

Víctor Martín
-

Entrevista a Daniel Rincón, tenista abulense

"Más que los resultados, importa el trabajo diario"

EEl tenista abulense de 18 años, Daniel Rincón, sigue progresando en sus logros, esta vez sumando una final de Grand Slam en el torneo de Wimbledon. Rincón actualmente es parte de la escuela de formación de la Academia que tiene Rafa Nadal en Manacor, una oportunidad única para formarse y seguir explorando nuevos horizontes en los que esperemos, haya una carrera muy prolongada en el tiempo y además, llena de éxitos.

¿Cuáles son las sensaciones ya unos días depués de conseguir ese subcampeonato en Wimbledon?

Ahora me lo empiezo a creer, de hecho, empecé a entender lo que habíamos conseguido justo antes de jugar esa final. Como es lógico, inmediatamente después de acabar, estaba enfadado y no disfruté mucho de lo que habíamos conseguido, no pensábamos en lo que habíamos conseguido. Ahora unos días después sí que entendemos lo que supone esto y valoramos el gran torneo que realizamos en el cuadro de dobles y estamos los dos muy contentos. Yo personalmente me fui con esa sensación de que podía haber conseguido algo más, pero bueno, satisfecho con el nivel que demostramos.

Cuéntanos un poco como transcurrió el torneo, sensaciones, experiencias…

Nosotros viajamos a Londres una semana antes de que empezase el torneo, jugamos un torneo de categoría júnior para ir preparando las sensaciones en hierba, donde ya me encontré muy bien. Al iniciar el individual en Wimbledon comencé con un poco de dudas, al final la pista era un poco distinta a pesar de ser ambas de hierba y creo que eso me penalizó. En el cuadro individual mi rival de segunda ronda estuvo muy bien, yo no estuve al nivel que debería y al final todos esos detalles hacen que te vayas para casa. En dobles tuvimos también partidos muy apretados. En el partido de cuartos de final salvamos dos bolas de partido y ese tipo de situaciones te preparan para seguir dando lo mejor. Luego el día de la final no jugamos demasiado bien y los rivales hicieron un partido casi perfecto, y eso te deja sin opciones de pelear por nada.

¿Cuál esta siendo tu formula para progresar de la forma que lo estas haciendo?

Al fin y al cabo creo que es el trabajo diario. Sí es verdad que últimamente los resultados están acompañando, pero al final no es una cosa de ningún cambio, es el trabajo de todos los años desde que era muy pequeño. Luego al final llegarán buenas épocas como esta y también habrá malos momentos, pero creo que al final lo importante es seguir trabajando y lo que me llevo es que si lo haces todo con sacrificio, las cosas pueden llegar a salir y dar sus frutos.

¿Cómo es la experiencia de vivir un Grand Slam desde dentro?

Cambia mucho con respecto a otros torneos. Te tratan prácticamente igual que un profesional y sí es verdad que eso impacta, no estás acostumbrado. En París es verdad que me impactó todo más, era todo muy nuevo y te extraña por ejemplo ir a la pista acompañado de personal de seguridad, tener jueces de línea, tener recogepelotas..., todo eso te impacta, aunque al final de cuentas lo que realmente importa es pegarle a la pelota y eso hay que hacerlo en todos los torneos. Estoy muy contento por poder vivir estas experiencias y resulta una motivación para poder jugar el torneo absoluto en un futuro.

¿Qué se entrena diferente de cara a un torneo de hierba como es Wimbledon?

Antes de ir a hierba entrenamos un par de días en un torneo aquí en Mallorca. Cambia bastante, el movimiento es distinto, al final la hierba resbala, y consiste en moverse igual pero de forma más segura. En cuanto al juego es verdad que la pelota bota un poquito más baja y patina un poco más, pero a esto te acostumbras un poco mas rápido. Lo que más entrenamos es el movimiento, ajustando más las frenadas, dando mayor cantidad de pasos y con eso te puedes afianzar perfectamente en una pista distinta como es la hierba.

¿Te han llegado muchas felicitaciones después de esa final de Grand Slam? ¿Cuál es la que mas ilusión te ha hecho?

Sí, mucha familia, muchos amigos, gente cercana me ha felicitado y mucha gente de mi entorno. Al final es un torneo grande e intento tomármelo con la ilusión que me hace, pero sin que esto me desconcentré. Probablemente las que más ilusión me hicieron fueron las de Fernando Montero, que me entrenó en Ávila, o José Luis Corujo de la Federación, que son personas a las que tengo mucho cariño por haberme ayudado en otras etapas anteriores y me hace muy feliz saber que siguen mis pasos

¿Cuál es el siguiente reto que se te presenta este año?

El siguiente torneo es el Campeonato de Europa sub’18 por selecciones, que jugaré la primera fase en Eslovaquia, y a partir de ahí estamos un poco indecisos en cuanto al calendario. Jugaré un par de torneos future 15.000 y seguramente después el US Open Júnior.

¿Dónde te ves de aquí a medio y largo plazo?

No te puedo decir nada con certeza porque no se prácticamente lo que voy a hacer mañana. Me gustaría como es evidente llegar algún día al circuito profesional, viajando a todos los torneos…,  es para lo que he luchado tantos y tantos años desde que era muy pequeño y es la meta a conseguir en unos años.

¿Cuál es tu mayor sueño dentro del mundo del tenis?

Todos los niños soñamos con ser algún día número 1 del mundo o ganar tu Grand Slam favorito, que en mi caso es Wimbledon, pero al final mi principal objetivo es dar el máximo. Si mi máximo es ser top1 alcanzarlo, y si mi tope es top 20 o top 50, pues lo mismo. Lo único que quiero es cuando todo acabé saber que he dado el máximo que podía dar de mí.