El Barça no levanta cabeza en Tel Aviv

EFE
-

Los 22 puntos de Mirotic no son suficientes para derrotar a un Maccabi (92-85) que se mostró implacable desde el triple

El Barça no levanta cabeza en Tel Aviv - Foto: FC BARCELONA

El Barça encadenó en Tel Aviv la tercera derrota consecutiva (92-85) en la Euroliga de baloncesto, en un duelo en el que el Maccabi se aprovechó del acierto desde la línea de 6,75 metros y los balones perdidos de su rival (17) para ahondar en las dudas del conjunto entrenado por Svetislav Pesic.

Un mal segundo cuarto (28-14) lastró las opciones del conjunto azulgrana que, pese al buen partido de Nikola Mirotic (22 puntos y 10 rebotes), sufrió por frenar el desequilibrio desde el perímetro de Tyler Dorsey (19 puntos) y Scottie Wilbekin (18 puntos).

Un nuevo tropiezo doloroso para el Barça, que ve como un rival directo le iguala en la clasificación con el mismo balance de victorias (13).

Y eso que afrontó el primer cuarto concentrado el conjunto catalán, controlando en la medida de lo posible a Wilbekin y explotando la superioridad física de Mirotic y el desparpajo de Higgins.

De hecho, el ala-pívot hispano-montenegrino provocó dos faltas a su defensor, Acy, en los primeros 30 segundos, si bien fue Brandon Davies el que dio a su equipo una primer ventaja.

Efectivo en el bloqueo y continuación, el pívot estadounidense brilló en la zona y dejó al Barça con una renta de siete puntos (20-27) tras el primer cuarto, que podría haber sido de 10 si Malcom Delaney no hubiera fallado tres tiros libres en la última jugada.

En el segundo acto, el Maccabi domó a su rival desde la línea de 6,75 metros e incomodó a su rival en defensa, que sufría con las pérdidas de balón y apenas gozaba de segundas opciones en el rebote ofensivo. Entre Dorsey y Cohen, anotando desde el perímetro, los locales se situaron por delante (33-32, min.13).

Resistía el Barça a ritmo de Mirotic (38-39, min.17), pero un parcial de 12-2, con Wilbekin anotando siete puntos, dejó tocados a los de Pesic al descanso (48-41).

Pidió el técnico serbio antes de la reanudación más rebote a sus jugadores. Su plan funcionó en los primeros siete minutos del tercer cuarto. Pese a que le costaba encestar, explotó en la zona a Tomic y Mirotic, soluciones ante la falta de acierto de los exteriores.

Poco a poco, el Barça se acercó a su rival hasta igualar el marcador (56-56, min.27), pero la alegría duró lo que el Maccabi tardó en anotar desde el perímetro.

Tres triples consecutivos de Wolters, Caloiaro y Dorsey frenaron la reacción azulgrana, que afrontó el último cuarto con una desventaja de ocho puntos (65-57).

Reaccionó el Barça desde el perímetro y la defensa. Dos triples de Kuric y Oriola acercaban a los de Pesic a tres puntos (71-68, min.33).

Paraba el partido Sfairopoulos y el Maccabi dio un último esprint que fue definitivo. Las pérdidas azulgrana se multiplicaron, la defensa israelí ahogaba a Mirotic y el acierto exterior marcaba la diferencia (84-72, min.38).

Se fió el Maccabi y el Barça encadenó un parcial de 1-8 para situarse a cinco puntos a un minuto y medio para el final, pero un triple de Wilbekin a 33 segundos mantuvo la condición de invicto como local de su equipo y acabó con las opciones de los visitantes, que el jueves tienen otro examen exigente ante el Fenerbahce en Estambul.



Las más vistas

Fútbol

Un año de sanción por agredir a un árbitro

El Comité de Competición de la Delegación Provincial de Fútbol de Ávila suspende a Adrián García Varas, del CF El Tiemblo, con 365 días por dar un cabezazo al colegiado del encuentro El Tiemblo-Arenal