scorecardresearch

Ocho ampas piden suspender el contrato de comedores escolares

Mayte Rodríguez
-

Tras conocer que la nueva adjudicataria es Serunión, la empresa que gestiona la cafetería del hospital de León en una de cuyas sopas aparecieron larvas

Ocho ampas piden suspender el contrato de comedores escolares - Foto: Belén González

Las asociaciones de madres y padres de ocho colegios públicos situados en Ávila capital y en distintos municipios de la provincia han presentado un escrito ante la Dirección Provincial de Educación en el que solicitan que suspenda la adjudicación del contrato de servicio de comedores escolares a la empresa Serunión en la provincia de Ávila y «vuelva a valorarse de nuevo esta licitación», según puede leerse en el citado documento, fechado este lunes.

Con independencia de que sea o no posible cancelarse la adjudicación de ese contrato público, las ocho ampas firmantes consideran «fundamental que se incrementen los controles de calidad específicos en los comedores escolares mediante inspecciones periódicas que permitan verificar la calidad del servicio de comidas, realizando controles específicos, aplicando auditorías efectivas e incorporando por ejemplo la figura del 'padre comensal', implantada ya en otras comunidades autónomas».

Las peticiones que plantean las familias surgen a raíz de «los últimos acontecimientos hechos públicos en los que se han incumplido claramente las normas de salubridad pública al encontrarse la comida en mal estado» en comedores gestionados precisamente por Serunión. En este sentido en el escrito se pone como ejemplo  «el centro sanitario de León donde se han encontrado larvas» en una sopa servida en la cafetería del personal sanitario hace unas semanas, así como «los hechos acontecidos en el año 2014 en centros escolares de León y Segovia».

salubridad y menores. Las ampas firmantes del escrito enviado a la Dirección Provincial de Educación de Ávila argumentan su petición  «en tanto que las administraciones tienen que velar por la salubridad pública de los ciudadanos y teniendo en cuenta que se trata de un servicio destinado a menores».

Los colegios públicos cuyas asociaciones de padres y madres de alumnos firman la petición son Santa Teresa, Comuneros de Castilla, Claudio Sánchez Albornoz, El Pradillo, Cervantes y Arturo Duperier en Ávila capital, así como las del colegio Gran Duque de Alba de Piedrahíta y el CRA La Sierra, situado en Cillán. 

No obstante, son treinta los comedores escolares de colegios abulenses que pasarán a ser gestionados por Serunión durante los próximos tres años tras adjudicársele el contrato por parte de la Dirección Provincial de Educación de Ávila, cuya mesa de contratación se decantó por la oferta presentada por Serunión frente a la de otras cuatro empresas que también optaron a un concurso público cuyo presupuesto base de licitación se fijó en 4,5 millones de euros. 

El curso pasado más de 2.300 alumnos de colegios públicos de Ávila y su provincia fueron usuarios de los comedores escolares.