Un clásico renovado

spc-agencias
-

Porsche completará en agosto la gama de vehículos basados en la línea 911 con la carrocería Targa y dos nuevos propulsores de entre 385 y 450 caballos

Un clásico renovado

La compañía automovilística Porsche lanzará en agosto en el mercado español los nuevos 911 Targa 4 y Targa 4S, que completarán su trío de vehículos deportivos basado en la línea 911 y montarán un propulsor de hasta 450 caballos.
Tras las variantes Coupé y Cabriolet, la tercera carrocería de la nueva generación del modelo de la casa de Stuttgart se estrena con los 911 Targa 4 y 4S de tracción integral. «La característica distintiva del Targa sigue siendo su sistema de techo innovador y completamente automático», subraya la casa.
El exterior del modelo cuenta con unos pasos de rueda más pronunciados que su predecesor, faros LED y elementos de diseño de la generación 992. La parte trasera está dominada por un alerón más ancho de extensión variable, así como por una tira de luces integrada entre los pilotos.
Un clásico renovado Un clásico renovado El habitáculo está inspirado en los 70 y dispone de un cuentarrevoluciones central, así como de dos pantallas sin marco que se pueden configurar para ofrecer la información que más interese al conductor.
Al Igual que en el original de 1965, destaca por su típica barra antivuelco ancha y por un techo de cristal que en su parte delantera puede abrirse completamente (se tarda 19 segundos) y en su parte trasera (de cristal envolvente) se mantiene fija.
El 911 Targa 4 está propulsado por un motor bóxer de seis cilindros y de 3.0 litros que, con ayuda de dos turbocompresores, alcanza ahora los 385 caballos de potencia y, en combinación con el pack opcional Sport Chrono, consigue una aceleración de 0 a 100 kilómetros por hora en 4,2 segundos.
Un clásico renovado Un clásico renovado Por su parte, el 911 Targa 4S dispone de un propulsor de 450 caballos y, con el mismo pack, alcanza los 100 kilómetros por hora en 3,6 segundos. La velocidad máxima de este modelo es de 304 kilómetros por hora, mientras que el Targa 4 alcanza los 289.
Ambos deportivos están equipados con la transmisión PDK de doble embrague y ocho marchas, además de contar de serie con el sistema Porsche Traction Management de tracción integral. Como alternativa, el 4S se puede pedir con la caja de cambios manual de siete velocidades de nuevo desarrollo.
De serie va equipado con el sistema de amortiguación variable controlado electrónicamente (Active Suspension Management, PASM), el Torque Vectoring Plus (PTV Plus), que incluye un diferencial autoblocante electrónico trasero para distribuir el par y el modo de conducción Wet para asfalto mojado.
Los pasos de rueda son más pronunciados que en la generación anterior para montar llantas de 19 y 20 pulgadas y neumáticos que son de diferente medida delante que detrás.




Las más vistas