scorecardresearch

730 días, seis olas y más de 42.000 casos después

E.Carretero
-

Dos años después de que se declarara el estado de alarma y pese a que el covid sigue conviviendo con nosotros las restricciones prácticamente han desaparecido y nuestra vida es cada vez más parecida a como lo era antes de aquel 14 de marzo de 2020

730 días, seis olas y más de 42.000 casos después

Más de 700 días, concretamente 730, han pasado ya desde que la pandemia de covid irrumpió oficialmente en nuestras vidas con la declaración, un 14 de marzo de hace dos años, de un estado de alarma que obligó a los españoles a encerrarse en sus casas, limitó la actividad en todos los ámbitos y marcó un antes y un después en nuestras vidas. Porque, todavía hoy, y prácticamente ya sin restricciones, salvo la obligación de usar mascarilla en interior, la covid sigue conviviendo con nosotros. Sin embargo, desde aquel 14 de marzo y durante muchos meses después nos habituamos a términos como límite de aforo, cierres de actividad y perimetrales, restricciones de movilidad e incluso un toque de queda que hasta el 9 de mayo del pasado año nos obligaba a estar en casa antes de las 22,00 horas a riesgo de multas que, el Tribunal Constitucional, dejó sin efecto posteriormente. 

En estos dos años, 915 abulenses han fallecido por covid y más de 42.000 han sido diagnosticados en alguna de las seis olas en las que la enfermedad se ha manifestado. De hecho, ha sido durante la sexta y última ola (de momento) cuando más contagios se han producido, si bien es cierto también que la mortalidad ha sido menor que en los primeros momentos gracias, fundamentalmente, a la vacunación masiva de la población que ya  ha alcanzado las tres dosis en la población adulta y que la próxima semana también llegará a los menores de entre 5 y 11 años, que recibirán la segunda dosis. 

Cierto es que la dosis de refuerzo en las personas que están en la década de los 40 años no llega ni a la mitad de la población y en la siguiente se queda alrededor del 60 por ciento, algo que tendría mucho que ver con la contagiosidad de la sexta ola. De hecho, entre finales del año pasado y principios de éste Ávila registró la mitad de los contagios de covid contabilizados desde que el 13 de marzo de 2020 se empezó a llevar este registro por parte de las autoridades sanitarias. Los tres primeros casos confirmados de coronavirus se registraron en aquella jornada de hace dos años, si bien después se conoció que Atención Primaria había visto pacientes con el virus a finales de febrero. Es más, el primer paciente con síntomas compatibles y diagnosticado como tal es del día 29 de febrero. En abril ya se había superado el millar de casos y las labores de desinfección, las restricciones del estado de alarma, el cierre de actividad académica presencial y, otras muchas situaciones antes impensables, se volvieron parte de nuestro día a día.  

Esta llegada del coronavirus supuso también acciones directas en la atención sanitaria de modo que, ya en marzo, el área de salud de Ávila decidió suspender las consultas programadas de Atención Hospitalaria y Primaria. Hubo restricciones de acceso a los hospitales y las consultas telefónicas se convirtieron en la puerta de entrada de la sanidad. Hoy, dos años después, la actividad sanitaria prácticamente se ha normalizado y también, aparentemente, la económica y social, si bien es cierto que el miedo sigue presente y que la pandemia continúa conviviendo con nosotros.