El Papa invita a la oración que hizo de la Santa excepcional

E.C.B
-

El Santo Padre Francisco estuvo muy presente en la clausura del congreso internacional celebrado en Ávila por el 50 aniversario de Santa Teresa de Jesús como Doctora de la Iglesia a través de un videomensaje de saludo a todos los asistentes

El Papa Francisco estuvo muy presente este jueves en la clausura del Congreso Internacional ‘Mujer excepcional. Cincuenta años del doctorado de Santa Teresa de Jesús’ que se ha celebrado en Ávila a lo largo de esta semana, organizado por el Obispado de Ávila, el Carmelo Descalzo y la Universidad Católica de Ávila, en colaboración con la Universidad Católica de Eichstätt-Ingolstadt, con un videomensaje en el que el Santo Pontífice ensalzó la figura de la Santa abulense a través de la oración. Yes que, según explicó fue «la oración» la que «hizo de Santa Teresa una mujer excepcional, una mujer creativa e innovadora», pues «desde la oración descubrió el ideal de fraternidad que quiso hacer realidad en los conventos fundados por ella».

El Santo Padre, que aprovechó este mensaje para mandar un saludo cordial a los participantes en el congreso con el que se ha conmemorado el quincuagésimo aniversario de la proclamación de Santa Teresa de Jesús como Doctora de la Iglesia, subrayó que «estamos ante una mujer que destacó en muchas dimensiones», si bien hizo hincapié en esa relevancia le llegó como «consecuencia de lo que para ella era importante, su encuentro con el Señor, su determinada determinación de perseverar en la unión con él por la oración». «Teresa de Jesús es excepcional, ante todo, porque es santa», afirmó el Papa Francisco, quien señaló que «en la oración se supo tratada como esposa y amiga por Cristo resucitado. A través de la oración se abrió a la esperanza».

A hilo de esa afirmación, remarcó que «vivimos nosotros, como la doctora de la Iglesia, tiempos recios, tiempos nada fáciles que necesitan amigos fieles de Dios. La gran tentación es ceder a la desilusión, a la resignación, al funesto e infundado presagio de que todo va a salir mal, ese pesimismo infecundo, de personas incapaces de dar vida». «Algunas personas, asustadas por estos pensamientos, tienden a encerrarse, a refugiarse en pequeñas cosas», prosiguió, «en cambio, la oración nos abre, nos permite gustar que Dios es grande, que está más allá del horizonte, que Dios es bueno, que nos ama, y que la historia no se le ha escapado de las manos».

El Papa invita a la oración que hizo de la Santa excepcionalEl Papa invita a la oración que hizo de la Santa excepcional - Foto: David CastroPara el Santo Padre, «puede que transitemos por cañadas oscuras», pero «no le tengan miedo si está el Señor con ustedes», porque «él no deja de caminar a nuestro lado y de conducirnos a la verdadera meta que todas anhelamos, la vida eterna. Podemos tener ánimo para cosas grandes, porque sabemos que estamos favorecidos de Dios y junto a él somos capaces de alcanzar cualquier reto».

Un mensaje que, como recordó el Papa Francisco en este videomensaje, fue resumido por la Santa en su conocida oración «Nada te turbe, nada te espante, todo se pasa, Dios no se muda, la paciencia todo lo alcanza, quien a Dios tiene nada le falta, solo Dios basta».

Y es que, como indicó el pontífice, «nuestros días tienen bastantes similitudes con los del siglo XVI en que vivió la Santa», pues «como entonces, también ahora los cristianos estamos llamados a que, a través de nosotros, la fuerza del Espíritu Santo  siga renovando la faz de la tierra, en la certeza de que, en el último término, son los santos quienes permiten que el mundo avance, aproximándose a su meta definitiva».

Según las palabras del Papa Francisco «cada uno de nosotros tiene su propio camino de santidad, de encuentro con el Señor» y recordó en ese sentido que «la misma Santa Teresa advierte a sus monjas que la oración no es para experimentar cosas extraordinarias, sino para unirnos a Cristo, y el signo de que esta unión es real son las obras de caridad». «Santa Teresa nos enseña que el camino que la hizo una mujer excepcional y una persona de referencia a través de los siglos, el camino de la oración, está abierto a todos los que humildemente se abren a la acción del espíritu en sus vidas», subrayó.



Las más vistas