La ONCE estrena en Ávila su nuevo modelo de quiosco

E.Carretero
-
La ONCE estrena en Ávila su nuevo modelo de quiosco

El nuevo punto de venta, con una imagen más moderna y accesible tanto para vendedores como para el público, se encuentra en la plaza de Santa Ana aunque la idea es cambiar los nueve existentes en la provincia

La ONCE ha inaugurado este jueves en Ávila el primero de sus nuevos quioscos, que se caracterizan por su mayor accesibilidad y por ofrecer mayor comunicación con el público. El primer quiosco de «la era moderna» que la ONCE instala en Ávila se encuentra en la Plaza de Santa Ana de la capital abulense y es el séptimo de estas características que la entidad implanta en Castilla y León dentro de un ambicioso plan que persigue cambiar los 8.000 quioscos existentes en el conjunto nacional por estos nuevos que son además más ecológicos por la tipología de los productos de construcción y sus consumos. «Era un proyecto que teníamos muchas ganas de hacer realidad y que no se había podido llevar a cabo hasta ahora básicamente por una cuestión económica», explicó Ismael Pérez, delegado territorial de la ONCE en Castilla y León, antes de apuntar que cada uno de estos nuevos espacios de venta tiene un precio aproximado de 20.000 euros. «Afortunadamente en este momento lo podemos empezar a hacer».
Señaló además el responsable regional de la entidad que con estos nuevos quioscos se busca también «adecuar la imagen de estos puntos de venta a la nueva imagen de la ONCE». Pero sin duda, el principal objetivo de estos nuevos quioscos es el de albergar en las mejores condiciones a los vendedores de la ONCE. Por ese motivo estos nuevos quioscos son «totalmente accesibles para cualquier tipo de discapacidad» ya que los mismos permiten el acceso en silla de ruedas gracias a una rampa fija de acceso y también cuentan con un espacio para el acomodo de un perro guía. Pero no solo es accesible este nuevo modelo de quiosco para el vendedor sino también para los clientes al disponer de una segunda ventanilla de venta en uno de sus laterales pensada para que cualquier persona con discapacidad pueda acercarse a un quiosco de la ONCE y comprar un producto de juego.