Fomento aprueba el nuevo mapa del ruido de Ávila

L.C.S
-

Los resultados gráficos y estadísticos obtenidos en la actualización de este documento evidencian que en la ciudad hay un nivel de contaminación acústica de grado medio-bajo

Fomento aprueba el nuevo mapa del ruido de Ávila

La Consejería de Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León ha aprobado de manera definitiva la primera actualización del mapa estratégico de ruido del municipio de Ávila, finalizando de esta manera el proceso de renovación de un documento originario de agosto de 2012 y que en abril de 2018 inició sus trámites obligatorios de renovación y actualización, que han terminado con la orden de la Consejería, firmada el pasado 30 de abril, para aprobar dicho documento.
Tal y como se destaca desde el área de Servicios a la Ciudad, Turismo y Medio Ambiente del Ayuntamiento de Ávila, que ha sido la encargada de realizar todo el proceso, «el objetivo principal que se persigue con la actualización del mapa de ruido es el disponer de una herramienta que permita realizar diagnósticos de la contaminación acústica del municipio por ruido ambiental, planificar y controlar la contaminación acústica y proponer las actuaciones correctoras y preventivas correspondientes, dándoles la forma de plan de acción».
Así pues, «estos mapas de ruido pretenden ser una herramienta de prevención y control de la contaminación acústica, que en combinación con otras actuaciones municipales de control acústico en la edificación y de control acústico de actividades y emisores acústicos, permita una gestión eficiente de la problemática de la contaminación acústica en el municipio», se destaca desde este área municipal, desde donde se informa también que «los resultados gráficos y estadísticos obtenidos en la actualización del mapa de ruido de la ciudad de Ávila, en comparación con los datos de superficie y población afectada por ruido ambiental relativos a otros mapas estratégicos de ruido, evidencian que hay un nivel de contaminación acústica por ruido ambiental de grado medio-bajo».
De la diagnosis global del mapa se deduce que «el foco de ruido predominante es el ruido debido al tráfico rodado, siendo la afección debida al resto de focos sonoros contemplados (tráfico ferroviario y actividades industriales) mucho menos relevante».
Con relación a la afección acústica estimada en función del periodo horario del día, el estudio concluye que «durante la noche es cuando existe un mayor grado de contaminación, estimándose un 16 por ciento de población afectada para este periodo, disminuyendo la afección al 6 y 7 por ciento durante el día y la tarde, respectivamente».
Esta actualización del mapa de ruido y el plan de acción del municipio abulense, en la cual se ha tenido en cuenta el marco normativo de referencia, se establece que se deben contemplar como focos sonoros el ruido procedente del tráfico rodado, el ferroviario y los lugares de actividad industrial.
Desde el año 2009 se estableció en la comunidad de Castilla y León la necesidad de que los municipios con una población superior a los 20.000 habitantes debían elaborar sus mapas de ruido con la finalidad principal de permitir la evaluación global de la exposición a la contaminación acústica y facilitar la posterior propuesta y desarrollo de planes de acción para reducir el ruido ambiental en el municipio.