scorecardresearch

Buscasetas, una clara apuesta por el producto de cercanía

I.Camarero Jiménez
-

La iniciativa, en la que Junta de Castilla y León y Eurotoques van unidos para hacer de la gastronomía micológica un elemento diferenciador y captar turistas, llega a trece establecimientos de la provincia con variadas tapas y menús hasta el día 14

Buscasetas ofrece menús y tapas en 13 restaurantes y bares - Foto: David Castro

La iniciativa regional Buscasetas que se extenderá hasta el 14 de noviembre por diferentes establecimientos de hostelería y restauración cumple en estas fechas nada menos que XX ediciones. Un proyecto que apuesta por la gastronomía y la micología para captar un turismo que precisamente busca en la comida algo diferenciador que le haga elegir un lugar u otro. Un proyecto de la Junta de Castilla y León que involucra a las Consejerías de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural y a la de Cultura y Turismo en colaboración con la Delegación Castellano y Leonesa Euro-Toques.

 Una propuesta que pasa por 180 establecimientos hosteleros de la región de los cuales 13 se reparten entre la capital abulense y su provincia y que son los siguientes.: en el apartado de aperitivos (de tapas) hay tres propuestas, las de Café España y Clipper de El Barco de Ávila y la de Casa de Postas, en la capital; y en cuanto a los restaurantes estos son los de Casa de Postas de nuevo en la capital además de El Rondón Escuelas Campesinas, de Cebreros; Almírez de Francisco Álvarez y Ly2 de El Barco de Ávila; El Gavilán, de Gavilanes; hotel restaurante El Milano Real y restaurante La Galana de Hoyos del Espino; cafetería restaurante Flor de Rosa, en Martiherrero; restaurante asador Los Canteros en Mingorría; El molino del cubo en San Esteban del Valle y El Yantar de Gredos, en San Martín del Pimpollar. 

De presentarlo se encargaron este jueves el delegado de la Junta de Castilla y León en Ávila, José Francisco Hernández Herrero y el delegado provincial de Euro Toques, David Ramos, a la sazón propietario del restaurante Los Canteros.

Las setas están de plena actualidad, es otoño y los montes han comenzado a ser testigos de cómo van emergiendo de la tierra los hongos. Manjares que son además versátiles y que se pueden incluir en las tapas tan características de Ávila como en cada uno de los platos que conforman un  menú, ya sea entrantes, primeros, segundos o postres. Sí, también postres, destacaba Ramos.

Para Hernández Herrero se trataba de apostar por un elemento «diferenciador» de nuestra gastronomía, como son las setas. Y en muchos casos, tal y como apuntaba Ramos, acompañándolo de productos de la zona (carnes o legumbres especialmente, pero también pescados).

Se trata por ejemplo de que si un restaurante de la Moraña se une a esta iniciativa es habitual que si apuesta por acompañar legumbres con setas, ambas sean de esta zona de Ávila pues las hay de gran calidad, las unas y las otras; y lo mismo ocurre por ejemplo en la zona de El Barco de Ávila con la IGP judía del Barco, cómo no y hongos salidos de sus ricas tierras. Lo mismo ocurre con las buenas carnes de Ávila repartidas por todo el territorio y que tan bien maridan con los hongos. 

Para Ramos tres son las setas más utilizadas en las cocinas abulenses, la de cardo, los níscalos y los boletus edulis. Se trata de que efectivamente sean de Ávila o se compren en establecimientos, una apuesta por el producto de aquí «de kilómetro cero» y que permita una economía circular con la que al fin y al cabo ganemos todos, fruterías, establecimientos y la economía del medio rural y de la capital, por supuesto.

Se trataba en definitiva de «exponer lo mejor de lo nuestro», decía el delegado y acompañándolo de un producto que está «en plena temporada» como son los hongos (un poco parado en los últimos tiempos por la escasez de lluvias durante un tiempo y la entrada del frío a la vez que las precipitaciones de los últimos días).

De algún modo se usa «la gastronomía como elemento trasversal para poner en valor la riqueza cultural».

Con una propuesta como ésta además, a juicio de Ramos, «se pone sobre la mesa de los comedores la diversidad y creatividad de los cocineros y de la hostelería en general a la hora de crear platos redondos». Una hostelería a la que el delegado quiso agradecer el pundonor y «el esfuerzo por seguir en los casi dos años que llevamos de pandemia».