Ornitocyl volverá los días 22, 23 y 24 de mayo

I.Camarero Jiménez
-

Entre las novedades de la feria que se celebrará como siempre en El Herradón-La Cañada están el cambio de ubicación, la apuesta por un público «más del sector y por turistas de naturaleza» y más talleres y salidas

Ornitocyl volverá los días 22, 23 y 24 de mayo

La Cañada vivirá los días 22, 23 y 24 de mayo la que ya es la tercera edición de una «más que asentada» Feria de Ornitología bautizada en su día como Ornitocyl.
Lo hará con bastantes novedades, la primera de ellas el cambio de ubicación (ya no será en el alto del Mediano) pero siempre con La Cañada como telón de fondo y en previsión de que si hace frío o llueve puedan resguardarse y seguir con la actividad normal.
La Cañada (dentro de El Herradón de Pinares) es el epicentro de esta celebración, no en vano es uno de los grandes lugares que Ávila tiene para demostrar su magnífico potencial en lo que al patrimonio natural se refiere, especialmente indicado para la observación de aves. No es el único y por ello en años pasados ya se encargó la organización de programar visitas -con todos aquellos interesados en conocer en mayor profundidad este mundo- al entorno de Gredos, a las lagunas de El Oso, a Iruelas e incluso saliendo de Ávila, en El Escorial. Esas salidas se mantendrán pero irán a más en su edición de 2020 y se buscarán nuevos lugares en los que disfrutar de las numerosas especies, muchas de ellas protegidas con las que cuenta la provincia. Otra de las novedades.
La intención es incrementar el número de visitantes pero en ningún caso saturar ni sobreexplotar el recurso. Desde la organización, Felipe Nebreda, perteneciente a Birding Avila estimaba que lo que deben hacer es profesionalizar la feria, dirigirse al visitante verdaderamente interesado en el recurso, en la observación de aves y en ese ecoturismo. Apostar claramente por el que consideran ya es el mayor acontecimiento de Castilla y León en ornitología y ecoturismo es el objetivo.
Otra de las apuestas fuertes la harán por las conferencias; por los expositores, para que vayan a más y estén más profesionalizados;por los artistas, por la óptica y la fotografía con el ánimo de ganar tanto en marcas como en actividades y por los talleres especialmente las actividades infantiles y familiares. Se trata de organizar talleres que sean continuos de manera que los padres «se puedan desentender» de los hijos mientras se interesan por la feria. 
Para que este acontecimiento sea posible ha sido necesario contar, como lo han hecho desde el principio con el respaldo tanto de la Diputación de Ávila como de la Junta de Castilla yLeón y del propio Ayuntamiento de El Herradón -La Cañada, al frente del que ahora está Miguel Ángel Pozo, por primera vez desde que se inició la andadura. Ya avanzaba el regidor los contactos que se han iniciado con los comerciantes y hosteleros para organizar la feria y mejorarlo en la atención a los turistas que reciba. 
Ante todo Pozo ponía de manifiesto una idea clara y es que el pueblo «empieza a creer en la feria» y se vuelca con ella, de hecho no serán pocos los voluntarios que colaboren en su desarrollo. Asímismo  tanto Nebreda como él enfatizaban un asunto y es que la feria ya es un acontecimiento anual con actividades que se mantienen en el tiempo y que están dirigidas por grandes profesionales. Así los propios habitantes han tenido actividades relacionadas con el recurso en este año y tendrán más antes de que la feria se ponga en marcha. 
Repasaba Nebreda que se han hecho por ejemplo talleres de cajas nido o una actividad para captar jóvenes pajareros de Ornitocyl con el que pretenden llegar a más lugares de la provincia, colaboran en la gestión de algunos centros medioambientales y ya se ha hecho alguna salida más a la provincia. «Ornitocyl ya sí que es un proyecto anual en el que la feria es el pilar central, pero durante el año estaremos presentes en más eventos».
Por parte de la Diputación, el responsable de Desarrollo Rural,Jesús Martín, aseguraba que la feria pasa a ser ya «el mayor acontecimiento en ornitología y ecoturismo de Castilla y León. De nuevo podemos estar orgullosos de contar con los mejores en ornitología y en ecoturismo, empresas, instituciones, asociaciones...».
Lo calificó como «una fuente de recursos para la zona», no en vano han sido miles de personas las que han asistido en las dos ediciones anteriores y además «pone en valor uno de los grandes activos que tenemos en la provincia de Ávila: nuestro patrimonio natural».
Junto a él la responsable de Medio Ambiente,Rosa San Segundo que ahondó en la consolidación de una feria basada en la profesionalidad y en la calidad de los expositores, además del gran número de actividades. La apuesta desde luego, decía «era importante y fuerte» y no ha fallado porque «se ha consolidado y lo ha hecho con un grandísimo éxito y es un magnífico escaparate para la puesta en valor de los recursos naturales que tenemos».
El evento ya está en el calendario del país en lo que al turismo de naturaleza se refiere, manifestó.