Más refuerzos desde medicina y enfermería

B.M
-

Dentro de los seis médicos voluntarios son cuatro de sexto y dos que han aprobado el MIR, mientras que los enfermeros son de cuarto curso y están contratados. Ya hay más de 200 profesionales en aislamiento

Más refuerzos desde medicina y enfermería - Foto: David Castro

Si hay un colectivo que se está mirando especialmente en esta crisis sanitaria es el correspondiente a la sanidad, no solo por el esfuerzo que tienen que realizar para atender a los pacientes sino por las consecuencias que para ellos puede tener esta atención. Por este motivo, desde la Junta de Castilla y León se hizo un llamamiento a los voluntarios que, en diferentes ámbitos pero especialmente en la sanidad, se quisieran incorporar y ayudar a controlar las consecuencias de esta pandemia y que en el caso de Ávila se une a las contrataciones que ya hubo en un principio. En estas nuevas incorporaciones voluntarias, según explican desde la Gerencia de Atención Sanitaria, se cuenta con alumnos de medicina y los licenciados pendientes de coger plaza. En concreto, son cuatro alumnos de sexto de Medicina y dos que han aprobado el MIR.
Por otra parte, los alumnos de cuarto de enfermería (a quien se les dio la posibilidad de trabajar) ya están contratados como enfermeros, por lo que no se les considera voluntarios. Ya son 17 los enfermeros incorporados en estas circunstancias, mientras que los seis médicos sí forman parte del cuerpo de voluntarios.
Las consecuencias que para la rama sanitaria está teniendo el COVID-19 se deja ver en los datos que aporta la Junta de Castilla y León sobre profesionales aislados y que han dado positivos en los test de detección molecular de esta enfermedad. Hay que tener en cuenta que se han realizado en la sanidad abulense 452 test a personal que incluye administrativos, auxiliares sanitarios, celadores, enfermeros, fisioterapeutas, médicos, otros sanitarios, personal en formación, servicios de apoyo no sanitario y técnicos sanitarios.
En todas estas categorías ha sido necesario hacer pruebas, de forma que de esos 452 test más de 200 han sido positivos. Han sido concretamente 207, lo que supone una buena parte de los 732 positivos que se registraban de forma general en la población de Ávila este lunes, con más de un 28 por ciento del total.
En cuanto a la relación entre pruebas hechas y positivas en los profesionales sanitarios, se ve que los positivos son un 45,8 por ciento del total. Si trasladamos estas cifras a nivel regional, se han efectuado 4.372 pruebas, las cuales arrojan 1.678 positivos, es decir, un 38,4 por ciento, con Ávila siete puntos por encima de la media regional.
De las pruebas realizadas, la mayor parte se han concentrado en enfermeros y médicos y es, por tanto, también en estas categorías donde hay un mayor número de positivos.
En concreto, se han realizado según las últimas cifras aportadas por la Consejería de Sanidad respecto a Ávila, 156 test a enfermeros, de los cuales 70 han resultado positivos, y otros 139 a médicos, con 63 positivos. También destacan los 71 a auxiliares sanitarios, con 33 positivos. En realidad hay positivos en todas las categorías incluidas en este análisis, con excepción de fisioterapeutas, a quienes se realizaron dos pruebas sin positivos.
Además de los positivos, hay que tener en cuenta la necesidad de aislamientos, lo que afecta a las personas y de forma directa al trabajo que realizan. La última información marca que hay 203 profesionales sanitarios en aislamiento, incluyendo 69 enfermeros, 60 médicos y 33 auxiliares, aunque también 13 administrativos u ocho personas de servicio de apoyo no sanitario. Es importante no olvidar que puede haber profesionales aislados por presentar clínica de COVID, sin que se les haya realizado aún la prueba diagnóstica.
Pero también hay, como noticia positiva, las primeras altas. Y ya son cuatro las que se contabilizan en Ávila, tres de ellas de médicos y una de un enfermero.
En la rueda de prensa que ofreció la consejera de Sanidad, Verónica Casado, explicó que en la aplicación de los test rápidos, que ayer comenzaron a recibirse en la región, se comenzará a actuar en los profesionales sanitarios que hayan estado en aislamiento para valorar si se pueden  o no incorporar, si han pasado los días suficientes de cuarentena y valorar cuál es su situación inmunológica. También se llegará a los centros sociosanitarios y personal esencial. Va a ser una primera priorización antes de la extensión total a la población, que probablemente se haga desde Atención Primaria
A priori en reparto actual será un 25 por ciento para hospitales y 75 por ciento para personal sanitario y sociosanitario y esencial.
Aunque no aportó datos por provincias (esto impide conocer el porcentaje de profesionales sanitarios que han dado positivo respecto al total), Casado sí que se refirió a que se cuenta con un personal de profesionales sanitarios que asciende a 43.351 en Castilla y León, de los cuales se ha hecho la prueba al 10,1 por ciento y los positivos han sido de un 3,9 por ciento. Se ha distribuido de «manera bastante homogénea» en todo el personal incluido, quizá «algo más en los sanitarios por estar más en contacto con las personas que puedan tener más riesgo», dijo.
Preguntada específicamente por esa situación en Ávila, con casi un tercio de los positivos dentro del personal sanitario, señaló que «se han hecho muchas PCR en Ávila, el 50 por ciento han dado positivos», detectándose «positivos no solo en los enfermos sino también en los asintomáticos y probablemente esto es lo que veremos cuando hagamos más pruebas, que hay positivos en personas que lo hayan pasado y se haya extendido a toda la población. Al hacer más, incluyendo a más profesionales, esto puede ser una de las explicaciones», aunque habrá que verlo cuando se haga «una extensión comunitaria del tema», precisó.