Diario de Ávila
Saltar Publicidad   Cerrar   

Publicidad

15 de noviembre de 2018

Con paso seguro y de tres en tres

A.S.G. - domingo, 9 de septiembre de 2018
Con paso seguro y de tres en tres
2
Real Ávila
0
Numancia B
Finalizado
De Mesa, en un rechace de córner, y Sergio Ramos, que se sobrepuso con un gol a su fallo desde el punto de penalti, dieron el triunfo al Real Ávila ante un Numancia B que llegó al Adolfo Suárez con ganas

El Real Ávila sigue a lo suyo, sumando de tres en tres en un arranque de temporada tan solvente como eficaz. Ya son nueve en el casillero y sólo la Arandina iguala a los del Adolfo Suárez, prácticos como nadie. Desde el principio básico de la portería propia a cero, todo llegará después. Aún tiene que afinarse el equipo. Lo reconoce Jonathan Prado y se vio ante unNumancia B que llegó al Adolfo Suárez con ganas de todo. De demostrar que sus primeras dos victorias no eran por casualidad, que tiene más fútbol que el que se necesita para quedar en la zona media de la tabla o de aprobar su primer test serio en un Adolfo Suárez donde el Real Ávila dejó la sensación de equipo sólido. Bien es cierto que se atascó por momentos en ataque. Demasiado incluso. Superada la parcela de SergioRamos y Peli, la nada. Sin las opciones de Vila, Ortiz o Mayorga, lesión de última hora, había un mundo hasta Juli. Le costó a Raúl ejercer de mediapunta. En el ‘pasado’ sus mejores minutos siempre fueron en la medular. Pero si no es uno, es otro. Será por opciones este curso. Y el equipo encontró a De Mesa cuando más lo necesitaba, cuando los minutos ya caían como una losa. A partir de ahí, el partido fue otro.
Como se esperaba llegó con ganas el Numancia Bal Adolfo Suárez. Los de José Alejandro Huerta arrancaron con la intención de hacerse con la pelota. Ylo hicieron. Moha,Ander y Vallejo apretaron desde la medular. No llegaban las ocasiones pero eran los sorianos los dueños del partido. Pasado el primer cuarto de hora los encarnados no se habían acercado a los dominios de Taliby, un gigante bajo palos.
Pero poco necesitó el Real Ávila para dar la vuelta a la situación. Bastó con la primera conexión entre Sergio Ramos y Peli. El primero la sacó desde la defensa, el segundo la filtró desde la medular y Juli  encaro al Taliby. Aguantó el delantero el cuerpo a cuerpo con Marcos, que le quiso imponer sus kilos y centímetros. Su disparo, cruzado, lo tocó lo suficiente Taliby –minuto 19– para mandarla a córner. De córner –minuto 28– la peinaría De Mesa.El balón se pasearía por la línea de meta sin que nadie llegara a empujarla.
Se buscaban Javi De Mesa y Rubén Ramiro. Les echaba de menos el equipo, que empezaba a entonarse, como Raúl. Pisada para autopase y pase al hueco hacia Juli. El ‘11’ quería aprovechar sus minutos aunque se le veía incómodo. No era su sitio.
Intranquilo Jonathan Prado, no acababa de gustarle el duelo al palentino, que vería como Garretas, providencial, le aguantó el pulso a Alfredo para lanzarse a los pies del ‘9’ cuando el delantero –minuto 44– quiso disparar en un cara a cara con Nauzet. Resopló el Real Ávila y resopló el Numancia B que, sobre la bocina, veía como Rubén Ramiro –minuto 45– desperdiciaba la mejor ocasión. Le sacó todo su jugo De Mesa a un saque de Nauzet para colarse en el área rival, centrar la atención de todos los defensores y habilitar a Rubén Ramiro, que entraba solo en el segundo palo. El ‘7’ la mandaba por encima del larguero con todo a favor.
Le faltaba verticalidad al Real Ávila. Optó Jonathan Prado por Edu. El sacrificado, Raúl. Arriba, intercambio de posiciones entre Juli, De Mesa y Rubén Ramiro. Quería algo más el palentino y no parecía dispuesto a esperar a los minutos de la basura.
Como en la primera mitad fueron los primeros compases de los sorianos, que le metieron una marcha más. Se tuvo que multiplicar Issa ante las acometidas de Manu Calvo. Se envalentonaba el partido. Necesitaba más nervio el equipo encarnado, demasiado plano. Demasiado tranquilo vivía Taliby en sus dominios. Apenas un disparo con más intención que fuerza de De Mesa desde fuera del área. Demasiado ‘debe’ en la parcela ofensiva de los encarnados.
Y aunque el juego parecía deshilachado, las ocasiones empezaron a llegar. Primero en una contra de Rubén Ramiro que Ander tuvo que cortar en falta, después en un cabezazo de Edu en el área pequeña que despejaba uno de los centrales bajo palos. El Ávila se veía capaz.
Movía el banquillo Huerta –Ferrer y Arana– y buscaba las soluciones sobre el césped Prado. Era Issa una de ellas. El lateral es un motor por banda. De Mesa fue la otra. El madrileño abrió la lata. Sacó un córner Rubén Ramiro y la peinó Llorián. En el intento de despeje el balón quedó a los pies de De Mesa, que en la maraña de piernas disparaba a puerta. No la vería Taliby hasta que el cuero entraba junto al palo (1-0).
Del 1-0  se pudo pasar al 2-0 en apenas tres minutos. Los que tardó Juli en demostrar que es el más listo de la clase. En la pelea le ganó la posición a Cámara.Un paso por delante del defensor, el central le arrolló en el área. Penalti y expulsión del central, que veía su segunda amarilla. La pidió Sergio Ramos. Bajo palos Taliby. Más portero que portería. Aunque la quiso ajustar, le adivinó la trayectoria. En el rechace De Mesa buscó el segundo pero se encontró con el palo.
El 2-0 hubiera cerrado el partido y sin embargo quedó abierto. Quiso creer el Numancia B que el partido le daría una oportunidad para el empate, pero la realidad es que la oportunidad fue para SergioRamos.El centrocampista enmendaba su error desde los once metros y ya en el descuento –minuto 91– transformaba una contra de Edu en el 2-0.

Compartir en Facebook
Compartir en Google Plus
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
Diario de Ávila se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD