Diario de Ávila
Saltar Publicidad   Cerrar   

Publicidad

La sombra del Ciprés entrega sus premios de microrrelatos

I.Camarero Jiménez - sábado, 1 de diciembre de 2018
El veterinario Javier Tuero Rodríguez y su 'Amor fatuo' triunfan ante la asociación de novelistas abulense

La historia de un amor imposible entre un león y un domador que llega de la mano de un veterinario de la Junta de Castilla yLeón en Valladolid ha sido la encargada de romper el hielo y proclamarse vencedora del I Concurso de Microrrelatos organizada por la asociación de novelistas abulense La sombra del Ciprés. Era condición indispensable cuando se convocó el concurso estar presente en la entrega de premios y por ello ayer antes de que el reloj marcara las 12 ya estaba en la sede del Observatorio 1.131 el flamante ganador.  Javier Tuero Rodríguez, creador de ese ‘Amor Fatuo’ que se convirtió tras un arduo trabajo del jurado en el conquistador del premio.Arduo trabajo decimos porque antes de decidirse ese comité de expertos se enfrentó a la lectura de 200 relatos breves ‘válidos’ porque a la convocatoria se sumaron muchos más pero que pasaran la criba fueron esos dos centenares. 10 fueron los finalistas y entre ellos Tuero fue el más destacado y el que finalmente se lleva los 400 euros, aunque también se seleccionaron otros escritos por su valía: ‘Mi dulce león’ de Ana Luz Sanz, presente también en la entrega de premios, ‘A veces llegan cartas’ de Juan Molina Guerra, ‘Arañazos’ de Miguel Ángel Moreno y ‘El Cazador’ de Silvia Suria Torres.
Este concurso además se reservaba un reconocimiento al mejor relato presentado por los miembros de su asociación, pero sin dotación económica y que fue a parar a manos de Ismael López Martín con su ‘Corten’ no en vano su inspiración llegó del león de la Metro, famoso por aparecer en las pantallas de las conocidas películas, pero que a López le inspiró por «pasearse por la pantalla de mi televisión haciendo de todo menos rugir».
En cualquier caso estos galardones inician su andadura claramente con una demostración de fuerza que a buen seguro les hará plantearse  nuevas ediciones. Son los primeros pasos en los que se han visto «niveles de todo tipo» reconocía Pablo Garcinuño como miembro del jurado clasificador, en los que ha habido temática diversa pero también hilos conductores comunes no en vano todos los escritos debían comenzar con la frase «La cosa  iba bien hasta queme habló uno de los leones...», frase que aparece en el último libro publicado por la asociación.De ahí  que el circo, el Congreso de los Diputado o el león en sí mismo también se pasearan por muchos de sus relatos.

 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
Diario de Ávila se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD